Warning: Use of undefined constant wp_cumulus_widget - assumed 'wp_cumulus_widget' (this will throw an Error in a future version of PHP) in /homepages/27/d391336691/htdocs/CROMYSAT/WEB/wp-content/plugins/wp-cumulus/wp-cumulus.php on line 375
Raspberry Pi » Informatica Cromysat

Entradas correspondientes a la etiqueta 'Raspberry Pi'

jul 05

ODROID-C2, la alternativa que pone a la Raspberry Pi 3 contra las cuerdas

ODROID_C2_2

¿Interesado en la Raspberry Pi 3? Pues atento al ODROID-C2, una alternativa que no le pone las cosas nada fáciles, ofreciendo más potencia y en el mismo rango de precios.

El 1 de marzo de 2016 el proyecto de Raspberry Pi Fundation cumplió 4 años y en este tiempo han conseguido poner en el mercado más de 8 millones de Raspberry Pi. Es cierto que este tipo de miniordenadores son los más populares y con una enorme comunidad detrás, pero no son los únicos.

Hardkernel es la compañía tras muchos componentes electrónicos, desde placas a módulos de cámara o adaptadores de corriente. Su ODROID-C2 es digno rival para la Raspberry Pi 3, superándola en algunos apartados.

 

Características del ODROID-C2

Como corazón del ODROID-C2 encontramos un procesador Amlogic S905, una CPU de cuatro núcleos con el mismo Cortex ARM A53 que utiliza la Raspberry Pi 3, pero en este caso a una velocidad de 2GHz, mientras que en la Pi 3 va a 1.2GHz.

ODROID_C2_placa

 

Eso sí, aquí Hardkernel va a lo grande y también le acompañan 2GB de RAM DDR3, un punto en el que los usuarios han sentido un poco de decepción con la renovación de la Raspberry Pi 3, ya que mantiene 1GB de RAM DDR2 y ya empieza a ser insuficiente en algunos casos.

Otro punto en el que la placa ODROID-C2 adelanta a la Raspberry Pi 3 por la derecha en el el puerto Gigabit Ethernet, pero por contra sale perdiendo en la conectividad Bluetooth y WiFi, características que la Pi 3 ya integra y aquí hay que tirar de adaptadores USB.

 

Precio de la ODROID-C2, alternativa a Raspberry Pi 3

Pese a estas mejoras (y otras, como el puerto HDMI que soporta señal 4K), la placa ODROID-C2 no tiene un precio disparatado, sólo 5 dólares más. Es decir, 40$ por esta potente alternativa para quienes busquen una opción diferente a la clásica Raspberry Pi.

Claro, esto también tiene un inconveniente, que este modelo no disfruta de la enorme, tremenda, comunidad en Internet que tiene Raspberry Pi. Todos los detalles en su web oficial.

 

FUENTE: omicrono

 

abr 11

Convierte tu vieja Game Boy en un emulador de SNES y Megadrive entre otras

Game-boy-zero-1

Aparentemente, esta Game Boy Zero es una Game Boy normal y corriente, de esas de hace 27 años que podían ejecutar los cartuchos que fueron desarrollados para la consola. Pero interiormente dista mucho de ser así. En realidad estamos ante una consola hackeada y modificada con el fin de ser convertida en un emulador de SNES y Megadrive, entre otras máquinas clásicas.

La ahora conocida como Game Boy Zero es en realidad una Game Boy original modificada y a la que se le han añadido varias características: para empezar, reemplaza las pilas por una batería de ion de litio, además de tener un receptor Bluetooth y una Raspberry Pi en su interior que permite ejecutar todo tipo de aplicaciones. Entre otras novedades, claro.

La nueva máquina también tiene la pantalla cambiada para aceptar gráficos a todo color que permite ver videojuegos más modernos. Parecen características mínimas, pero lo cierto es que el creador ha conseguido una máquina muy interesante que gusta a los fans más clásicos (y a la vez modernos) de Nintendo.

 

Funcionando con una Raspberry Pi

Si introducimos el cartucho correcto, encontraréis una Raspberry Pi que permite ejecutar y emular las consolas más clásicas del mundo de los videojuegos. El mismo tiene una ranura para tarjetas Micro SD en la que podemos meter los juegos que queramos tener disponibles. El catálogo de la Game Boy original está disponible al completo, pero también se pueden ejecutar títulos de NES, SNES, Sega Genesis y la extinta Master System. Wemy, su creador, ha dicho que la potencia de la máquina es suficiente para ejecutar hasta juegos de Game Boy Advanced.

Esta curiosa Game Boy Zero no es otra cosa que una Game Boy original modificada para aceptar una batería de ion de litio, una conexión Bluetooth y una Raspberry Pi que se ejecuta en el interior con el fin de proporcionar características adicionales. No olvidar la nueva pantalla, que aumenta la calidad de todos los videojuegos que se pueden jugar.

 

Cuidado, Game Boy Zero no está a la venta

Si queréis una Game Boy Zero, tenemos que decir que la máquina no está a la venta. Eso sí, su creador ha publicado un post en Reddit en el que menciona lo que hay que comprar y los pasos a seguir para que podáis construir vosotros mismos la particular consola. Se trata de una creación única que es muy difícil de llevar a cabo, por lo que deberéis tener mucha maña si queréis obtener un dispositivo similar.

De nuevo, las Raspberry Pi demuestran que se pueden hacer muchas cosas con ellas. Desde montar un mini-pc realmente minúsculo hasta una consola retro con emulador como esta Game Boy Zero.

Esta Game Boy Zero es solo un ejemplo de lo que se puede llegar a hacer con algunos trucos y el equipamiento necesario. En este caso se aumenta la potencia de una consola clásica y se dan nuevas posibilidades. No tengáis dudas de que las modificaciones podrían ser más grandes.

 

FUENTE: Masqueapple

 

mar 07

Raspberry Pi 3 llega con ‘wifi’ y ‘bluetooth’

1456851823_155561_1456859313_noticia_normal_recorte1

La Fundación Raspberry Pi, dedicada a difundir la informática, nació hace cuatro años. Justo entonces lanzó su primera placa, un pequeño y modesto ordenador que invitaba a aprender a programarlo a sus dueños. Desde entonces ya han vendido más de ocho millones de unidades y se ha convertido en objeto de culto entre los amantes de los aparatos, la programación y también la comunidad educativa. La segunda edición, Raspberry Pi 2 vendió tres millones. Esta versión tuvo el privilegio de llegar a la Estación Espacial Internacional. Fue la que estrenó el programa educativo PiAcademy. En sus comienzos compitió con Arduino, con una filosofía similar.

Raspberry Pi 3 va un paso más allá. Recién anunciada cuesta 35 dólares, igual que el modelo anterior, pero cuenta con unas mejoras notables. Funciona con un procesador de cuatro núcleos de 64 bits a 1,2 GHz, conexión wifi y bluetooth. Además, es compatible con los modelos anteriores pero con un salto en potencia del 50%. La capacidad gráfica, en cambio, se mantiene en el mismo punto, así como un giga de memoria RAM.

Eben Upton, su fundador, justifica este estancamiento para asegurar la compatibilidad con los modelos previos. Todo en una superficie similar a la de una tarjeta de crédito y con almacenamiento a través de tarjetas SD, las mismas que se usan en las cámaras de fotos. Carece de teclado o monitor, pero se pueden añadir a través de los puertos creados al efecto. Cuenta también con puertos USB.

Aunque inicialmente fueron objeto de mofa, dado que servían para programar las luces de la decoración navideña o secuencias con acciones muy sencillas, la evolución de los precios y de los propios seguidores, lo ha convertido en un complemento interesante para manejar objetos en el hogar o aprender sobre robótica.

La organización deja claro que no significa que dejen de lado los modelos anteriores, que los seguirán fabricando mientras haya demanda a un precio de 25 dólares la primera versión y 35, la segunda.

Raspberry Pi funciona con Raspbian, su propio sistema operativo, basado en Linux, y compatible con este último software como Ubuntu. Incluso es capaz de operar con una versión menor de Windows 10.

 

FUENTE: EL PAÍS